Medialunas o cruasanes. ¡Receta fácil CON TRUCOS y SIN complicaciones!

No me ha gustado nadaNo me ha gustadoNo me convence muchoMe ha gustado¡Me ha encantado! (3,45/5)
Cargando…

Medialunas o cruasanes. ¡Receta fácil CON TRUCOS y SIN complicaciones!

Cocina para triunfar

Descubre mi primer libro de recetas: Cocina para triunfar. No te pierdas ninguna de las recetas que he preparado para ti porque incluye poquito de todo (entrantes, primeros platos, segundos platos, postres y recetas básicas).

Tabla de contenidos de esta receta

Tiempo de preparación: 4 horas

Medialunas o cruasanes. ¡Receta fácil CON TRUCOS y SIN complicaciones!: presentación

Esta bandeja de medialunas o cruasanes es una auténtica locura. Te dejo esta receta fácil para hacer medialunas o cruasanes de brioche con la receta de Andrea del canal Andrea Recetas. Son ideales para desayunos y meriendas e incluso para que los más pequeños se los lleven al recreo. Te doy un montón de trucos para que te queden perfectas. Anímate a prepararlas y seguro que se convierten en una receta muy habitual en tu casa.

Echa un vistazo a estas Cañas de hojaldre con nutella si te gusta la bollería hecha en casa.

Ingredientes

Para 24 medialunas

  • 550 g de harina de trigo común
  • 140 g de azúcar
  • 130 g de mantequilla (manteca)
  • 1 huevo
  • 100 ml de agua templada
  • 100 ml de leche templada
  • 25 g de levadura fresca o 10 g de levadura seca
  • 1 cucharada de vainilla
  • 5 g de sal (un pellizco)
  • 1 huevo para pintar
  • Azúcar glass

Medialunas o cruasanes. ¡Receta fácil CON TRUCOS y SIN complicaciones!: videoreceta

Puedes ver este vídeo en YouTube para poder comentarlo, marcar Me gusta o suscribirte a mi canal de videorecetas.

Medialunas o cruasanes. ¡Receta fácil CON TRUCOS y SIN complicaciones!: preparación de la receta

1.- Prepara una esponja que es una manera de activar la levadura. Desmenuza la levadura fresca en un bol y añade el agua templada. Incorpora una buena cucharada de harina y otra de azúcar. Mezcla bien hasta que se disuelva la levadura y la harina. Deja reposar, tapado con un paño, hasta que salgan un montón de burbujas.

2.- Pon la harina en un bol. Añade el azúcar, la sal, el huevo, la leche, la vainilla y la mantequilla derretida. Mezcla bien e incorpora la esponja. Mezcla bien hasta formar la masa. Puedes corregir la masa añadiendo harina o agua.

3.- Pasa la masa al mármol. Extiende un poco de harina sobre la superficie de trabajo y vuelca la masa. Amasa con las manos o con robot hasta que la masa cambie de aspecto. Yo he estado amasando con las manos durante 10 minutos. Vierte un poco de aceite de oliva en el fondo de un recipiente y coloca la bola de masa dentro. Tapa con papel film para que no se seque. Déjala tapada, de dos a tres horas, hasta que doble o triplique su volumen.

4.- Extiende harina sobre la superficie de trabajo. Vuelca la masa encima y aplástala un poco con las manos. Divide la masa en dos partes. Guarda una de las partes. Extiéndela con un rodillo y ponle un poco de harina para que no se pegue. Deja la masa con un grosor de aproximadamente medio centímetro. Corta con un cuchillo los bordes para que quede un rectángulo. Corta la masa en forma de triángulos. Mira cómo lo hago en el vídeo. Da un pequeño corte en la base de cada triángulo.

5.- Forma las medialunas. Dobla los triángulos por donde tiene el corte y ve enrollando sobre sí mismo. Déjalos en una bandeja de horno sobre papel de horno. Ponlos de tal forma en la bandeja que los cuernos se toquen unos con otros. Deja la bandeja tapada aproximadamente media hora para que se hinchen un poco las medialunas.

6.- Precalienta el horno a 180 grados con calor arriba y abajo sin ventilador.

7.- Pinta, ayudándote con un pincel de cocina, las medialunas con huevo batido.

8.- Hornea las medialunas. Coloca la bandeja en el segundo de los cinco niveles del horno. Hornea durante 15 minutos a 180 grados con calor arriba y abajo sin ventilador.

9.- Espolvorea un poco de azúcar glas por encima ayudándote de un colador.

Mis consejos para preparar medialunas o cruasanes:

Puedes comerlas acompañándolas de dulce o de salado y comerlas frías o calientes.

Como se trata de una masa de brioche y suele ser muy pegajosa, puedes amasar con una amasadora, panificadora o robot de cocina.
Con esta masa puedes también hacer panecillos.

Si vas a guardar, lo mejor es que congeles las medialunas una vez frías para que así no se sequen. Las masas de brioche al día siguiente están duras, por tanto lo mejor es congelar. Si se te endurecen, puedes calentarlas al horno y se vuelven muy tiernas.

Mi recomendación:

Si te gustan las recetas de bollería casera, echa un vistazo a estos Cruasanes de hojaldre con nutella.

Cruasanes de hojaldre con nutella.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *