Berenjenas a la parmesana. Lasaña de berenjena

No me ha gustado nadaNo me ha gustadoNo me convence muchoMe ha gustado¡Me ha encantado! (3,59/5)
Cargando…

Berenjenas a la parmesana. Lasaña de berenjena

Cocina para triunfar

Descubre mi primer libro de recetas: Cocina para triunfar. No te pierdas ninguna de las recetas que he preparado para ti porque incluye poquito de todo (entrantes, primeros platos, segundos platos, postres y recetas básicas).

Tabla de contenidos de esta receta

Berenjenas a la parmesana. Lasaña de berenjena: presentación

Ya sabes que me encanta la berenjena. Estas berenjenas a la parmesana son una maravilla. Una receta de la auténtica comida italiana. Te doy muchos trucos para que te salga una lasaña de verduras perfecta. Es una forma muy rica de comer berenjena que seguro que encanta también a los más pequeños o a esos que os cuesta un poquito comer verdura. El queso fundido le da un punto delicioso. Es perfecta para cenar como plato único o para comer acompañada de una sopa, por ejemplo.

Echa un vistazo a estas Berenjenas a la crema que es una de esas recetas para triunfar seguro y muy fácil de preparar.

Ingredientes

Para 4 a 6 personas

  • 800 g de tomate natural triturado
  • Sal, pimienta, azúcar y aceite
  • 800 g de berenjenas
  • 200 g de queso mozzarella en lonchas
  • 150 g de queso parmesano
  • 2 huevos
  • Un manojo de hojas de albahaca
  • 20 g de mantequilla
  • Sal, pimienta, azúcar y aceite de oliva

Berenjenas a la parmesana. Lasaña de berenjena: videoreceta

Puedes ver este vídeo en YouTube para poder comentarlo, marcar Me gusta o suscribirte a mi canal de videorecetas.

Berenjenas a la parmesana. Lasaña de berenjena: preparación de la receta

1.- Prepara la salsa. Pon un poco de aceite de oliva en una sartén al fuego. Añade el tomate triturado y un poco de azúcar para corregir la acidez. Pon también un poco de sal, pimienta negra molida y unas hojas de albahaca fresca. Deja cocer hasta que reduzca, aproximadamente durante 45 minutos, removiendo de vez en cuando.

2.- Prepara las berenjenas. Corta las berenjenas en láminas de 5 o 6 milímetros. Yo he utilizado una mandolina, pero las puedes cortar perfectamente a mano. Añade abundante sal a cada berenjena para que suden y déjalas durante media o una hora. De esta forma, las berenjenas perderán un poco de agua y, si son amargas, también perderán amargor.

3.- Tritura un poco la salsa con un pasapuré.

4.- Lava bien las berenjenas y sécalas bien, entre papel absorbente, antes de cocinarlas.

5.- Fríe las láminas de berenjena en una sartén con una buena cantidad de aceite a fuego vivo hasta que se doren por las dos caras. Retíralas a un plato con papel absorbente cuando estén doraditas por las dos caras.

6.- Precalienta el horno a 200 grados con calor arriba y abajo y sin ventilador.

7.- Pica bien pequeña una cantidad de albahaca al gusto.

8.- Bate dos huevos.

9.- Monta la bandeja. Pon una base de la salsa en la bandeja extendiéndola bien. Coloca una capa de berenjenas encima intentando que se solapen unas sobre otras. Pon ahora un poco de queso parmesano rallado por encima. Cubre con mozzarella y un poco de albahaca. Por último, pon unas cucharaditas de huevo batido. Repite el proceso de capas hasta acabar la berenjena. Termina la bandeja con una capa de tomate y queso parmesano rallado. Pon unos trozos de mantequilla por encima.

10.- Hornea la lasaña a 200 grados con calor arriba y abajo y sin ventilador durante 15 minutos.

Mi consejo para preparar estas Berenjenas a la parmesana:

Esta es la mandolina que uso en el vídeo. Ya sabes que no es necesario que utilices una mandolina porque se puede cortar a mano, pero es una de esas herramientas económicas que nos facilitan bastante el trabajo.

Para servirla, haz unos cortes para dividir la lasaña en raciones ya que te será más fácil y limpio poner las reciones en los platos.

Acuérdate de reducir bien la salsa de tomate para que no quede agua.

Puedes acompañar la lasaña con alguna guarnición a base de patata y te quedará un plato de escándalo. Es perfecta como plato único para una cena sana y deliciosa a la vez.

Berenjenas a la parmesana
Berenjenas a la parmesana

Mi recomendación:

Si te gustan las berenjenas tanto como a mí, echa un vistazo a estas Berenjenas rellenas de pollo

Berenjenas rellenas de pollo.

Causarán sensación en tu casa y verás como se convierte en un plato único perfecto para cenar esos días que quieres algo rico y rápido. Comer berenjena así, con ese gratinado por encima, es una auténtica delicia.

Te dejo también estas guarniciones con patatas porque ya sabes que un plato bien acompañado se disfruta el doble y la patata es muy económica y versátil.

5 recetas de guarniciones con patatas

Guarniciones con patatas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *